0

Goosebumps, de Danny Elfman.

 

GOOSEBUMPS-DANNY ELFMAN

Al recibir la noticia de la adaptación al cine de los libros de RL Stine “Pesadillas” tan de moda allá en los noventa, al instante me vino a la mente el nombre de Danny Elfman como compositor ideal para la música asociada a esa película.

Partiendo de la base de que Elfman es un compositor asociado totalmente al cine de Tim Burton (“Eduardo Manostijeras”, “Batman”, Beetlejuice”,“Alicia en el País de las maravillas” o “Dark shadows”) también es poseedor de notorias bandas sonoras de diferentes géneros que nos conducen todas ellas a esta “Goosebumps” (“Pesadilla antes de navidad” y “Tales from the crypt” sobretodo).

Definiendo el score de esta pesadillesca aventura nos quedaríamos con una palabra: nostalgia; el recorrido por cada una de las notas, sobretodo del tema principal de la banda sonora es totalmente ochentero, propio de un Elfman que recupera aquello toques de juventud para elaborar una melodía desventurada, acogiendo en su seno el horror cómico que nace de conjuntar precisos estallidos orquestales, con coros, metales poderosos y el vahído de sonidos fantasmales que nos recuerda que estamos frente a una obra infantil o juvenil más que una terror movie.

A partir de aquí, Danny Elfman da cabida a temas ligeros que mezclan dramedia y sensibilidad como por ejemplo “Camcorder”, “Ferris Wheel”, “Slappy”, o “Confession”, marcados por rasgos tales como el tintineo modulante, la madera jugando con la brisa de los violines, todo acorde a un marco que lo encuadra muy cerca de la fantasía Burtoniana de aquel compositor que en pleno apogeo nos sorprendiera allá en los noventa.

Siempre he pensado que el compositor californiano puede dar de sí hasta donde él decida llegar, y en esta partitura hay instantes en los que deja caer esa sensación hacia nuestros oídos con piezas más anodinas, pero que mediante una patada musical sorpresiva, recupera con creces como sucede en la gótica “Slappy revenge” donde todo se desencadena como por arte de magia, dejando fluir ese su lado más alocado, frenético y divertido. Cabe decir que “They are here” es una de las piezas donde el efecto coral, y de la sensación de aventuras increíbles, están más que justificados a la par que motivantes, y se disfruta de un Elfman en su salsa.

El tema por excelencia de la partitura, salvando a la juguetona “Goosebumps” inicial, es sin duda “Farewell” donde el compositor conecta con ese elemento que tanto necesitamos en el mundo en que vivimos, y en particular en este querido submundo de la música de cine tan nuestro, que no es otro que la emoción. No en vano Goosebumps significa piel de gallina por alguna razón…

Más allá del recorrido total en “Credits”, el compositor nos deja una serie de divertimentos en forma de bonus tracks: una orgía cómico festiva que da repaso a las anteriores parcelas musicales del film, que no aportan más que gloria para los aficionados al gran compositor, pero que no es más que un deja vú musical para aquellos afortunados poseedores de ese bien preciado que es el tiempo libre. Para los que busquen disfrutar del score en sí, correrán un tupido velo al ver énfasis desmesurado en conceptos ya escuchados en las 17 piezas anteriores.

Goosebumps” es un buen score, sí, pero no es un gran score cuando juega a ser cosas que no debe ser, y eso Danny Elfman lo sabe y juega muy bien sus cartas de experimentado compositor fantástico. Aún así los monstruos que surgen de los libros no son más que esas notas flagrantes que se quedan en la memoria de nuestros oídos, y en ese sentido se logra conectar con el espíritu de la nostálgica fantasía aventurera de aquellos años pasados, dando una notable sensación de empaque y justa medida musical. Aun así, no es la mejor partitura del californiano, que cumple en muchos momentos, destaca en varios de ellos, para acabar logrando la excelencia en algunos pasajes que nos ponen esa piel de gallina del título que sin duda nos encerrará en esa pesadilla de la que no querríamos ya despertar. O quizás sí…

Javier Pelegrín Parra.

Me gusta(5)No me gusta(0)

Deja un comentario

Puedes usar etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>